Hamburguesas Amaranto

Hola amig@s!

Pero qué buenas están las Hamburguesas de hoy!!!!


Ñaaaammm!!

Conocéis el amaranto? Yo había oído de él, vamos, que sabía que existía, y ya!

He buscado información sobre el amaranto y ésto es lo que me ha parecido más fiable:

Amaranto

El amaranto fue designado por la Academia Nacional de Ciencias de los Estados Unidos como "El mejor alimento de origen vegetal para consumo humano.
Proviene de una planta que puede alcanzar hasta 3 metros de altura y es de la familia de los amaranthacea que reúne alrededor de 800 especies de amaranto cuyas características cambian dependiendo del ambiente y región en que se produzcan.

La planta de amaranto tiene una panícula que contiene numerosas florecitas pequeñas, que alojan a una pequeña semilla que representa el principal producto de la planta de amaranto, con la que se elaboran cereales, harinas, dulces y otros productos.

Junto con el maíz, el frijol y la chía, fue uno de los principales alimentos de las culturas de América y la principal fuente de proteínas. Fue tan apreciado que formaba parte de los ritos religiosos de estas culturas lo que provocó que con la llegada de los españoles su cultivo fuera casi eliminado.

El amaranto es un alimento muy importante y se consume principalmente como cereal reventado, del cual se elaboran: alegrías, un dulce típico mexicano, cereales, granolas, tamales, atoles, pinole, mazapán y otros deliciosos productos elaborados con su harina como tortillas, galletas, panqués, horchata y bebidas chocolateadas. También produce aceites y colorantes que se utilizan en la cosmetología o industria química o farmacéutica .

Entre sus grandes propiedades nutritivas están.
- Ser una de las fuentes más importante de proteínas, ya que supera a la mayoría de los cereales.
- Ser fuente de minerales y vitaminas naturales: A, B, C, B1, B2, B3.
- Ser fuente de ácido fólico, tan necesario en mujeres embarazadas.
- Ser fuente de niacina, calcio, hierro y fósforo.
- Contiene aminoácidos como la lisina.

Entre los efectos medicinales, se le atribuyen:
- Control de la diarrea.
- Prevención del cáncer de colon.
- Previene y ayuda en el control de la osteoporosis, diabetes mellitus, obesidad, hipertensión arterial, estreñimiento y diverticulosis, insuficiencia renal crónica, insuficiencia hepática, encefalopatía hepática, enfermedad celíaca y se recomienda en la dieta para personas autistas.
- También es recomendable para enfermos con problemas bucodentomaxilares, geriátricos, de desnutrición y oncológicos.
- Se recomienda como parte de las dietas hiperenergéticas e hiperproteícas y en las hipocolesterolemiante.
- Por su contenido energético también es beneficioso para pacientes con requerimientos calóricos elevados.
Fuente: http://www.amaranto.cl

El otro día me decidí a comprarlo, aún sin saber qué haría con él... Ya lo pensaría....

Por la red busqué recetas con amaranto y qué poco encontré... Nada me convencía... Así que sólo me quedaba una cosa, inventar! Si no encuentro, me lo invento!! Como no!!

Mirad qué bonitas me han salido!!



Y, además están bueniiiiiiisimaaas!!


HAMBURGUESAS AMARANTO
11-12 piezas
(aprox. 150 calorías/pieza)

Ingredientes:

50 gr. de amaranto
100 gr. de cebolla (1 pieza mediana)
100 gr. de zanahoria (1 pieza grande)
150 gr. de brécol
1 cucharada de alga kombu
150 gr. de agua
400 gr. de garbanzos cocidos
sal y pimienta
50 gr. de harina
1 cucharada de aceite de oliva virgen extra ( y otra más para freír las hamburguesas a la plancha)

Veis esos granitos? Es el amaranto, y cruje un poco al comerlo! Ñam!


Elaboración:

Ponemos a fuego medio una sartén grande con una cucharadita de aceite de oliva virgen extra y tostamos el amaranto. Para ello, debemos echar el amaranto con la sartén caliente y darle vueltas, de vez en cuando, para que no se queme.

Mientras, con ayuda de una picadora o similar, trituramos la cebolla, la zanahoria, el brécol y el alga kombu, todo junto. Incorporamos esta mezcla al amaranto y cocinamos todo durante 5 minutos más, removiendo de vez en cuando.

Añadimos el agua y dejamos cocer todo el conjunto hasta que ésta se evapore y la mezcla espese, removiendo de vez en cuando.

Mientras, trituramos los garbanzos con ayuda de una picadora, batidora o similar.

Agregamos los garbanzos a la mezcla anterior y removemos.

Echamos la harina y removemos en círculos, despacio, hasta que ésta esté integrada y la mezcla haya cogido cuerpo y un ligero espesor.

Retiramos del fuego y dejamos templar.

Sólo nos queda dar forma a las hamburguesas y freírlas un poco.

Para formar las hamburguesas de manera muy sencilla, necesitamos un molde para prensar.



Cómo formar hamburguesas fácilmente (sin el molde):
  1. Sobre la superficie de trabajo, extendemos un rectángulo de film de, aproximadamente, 15 x 30 cm.
  2. Con la ayuda de una cuchara de helado, colocamos una bola de masa sobre una mitad del film.
  3. Tapamos la masa con la otra mitad del film.
  4. Colocamos un aro rodeando la masa y aplastamos, despacio, con un aplastador. Lista la primera hamburguesa!
  5. Repetimos la operación hasta terminar la masa.
Otro método, que es cómo lo hacía yo antes, lo tenéis en este vídeo muy cortito.

4 hamburguesas recién formadas

En una sartén con una cucharadita de aceite de oliva virgen extra, freímos las hamburguesas 3 minutos por cada lado o hasta que doren.


Servimos acompañadas de una guarnición vegetal. Yo las he acompañado con espinacas rehogadas con un poquito de aceite y media cebolla, sal y pimienta; súper-sencillo! La pareja me ha resultado un gran acierto!



NOTAS:
  • Las hamburguesas vegetales no pretenden imitar a la carne. Se llaman así, porque es una porción de masa aplastada, punto!
  • Yo suelo comer las hamburguesas en plato, acompañadas por vegetales, pero también se comen en pan, con tomate, lechuga, queso, etc., como las de carne, y también están deliciosas!
  • Las hamburguesas vegetales no son maleables como las de carne, necesitas el aro y el aplastador (o algo similar) para darles forma. Muchas personas las congelan antes de freír, no por guardar cantidad para otro día, sino para freírlas directamente sacadas del congelador y que así no se deformen. De todos modos, no sé si ha sido la "suerte del principiante" (lo digo porque, al ser una receta que me acabo de inventar, es la primera vez que las preparo), pero me ha salido una masa que no se desparrama nada en la sartén y las hamburguesas quedan muy jugosas! Creedme, ha sido todo un éxito!
  • Ah!, la mayoría de las hamburguesas vegetales llevan 1 huevo, que realiza la función de aglutinante, es decir, que, junto con la harina, hacen como un cemento que sirve de unión para el resto de los ingredientes. Yo no vi que lo necesitase y no lo incorporé, pero, desde luego, es una buena opción que funciona bien y quería que lo supieseis.
  • Ojo al preparar la masa! Si echamos poca harina, se desparraman; si echamos mucha harina, quedan muy secas. Las medidas están pesadas para que la receta funcione! Y recordad que, cuando la masa enfría, espesa más!
  • Para congelar, tenemos dos opciones: congelar antes de freír o después. Si lo hacemos antes de freír: una vez formadas, las colocamos sobre una bandeja, para que guarden su forma, y congelamos. Si lo hacemos después de freír: envolvemos en film y congelamos. Ambas opciones son válidas.



Como siempre, espero que os haya gustado la receta y, como no, que os animéis a probarla! Podéis mandarme vuestras fotos y os las publico con vuestro nombre!

Hasta aquí por hoy! Muchas gracias amig@s!

Recordad que este blog se nutre con vuestros comentarios!

Un besote y buen provecho!


PD.: Busco Seguidor@s Inteligentes para que 
reciban las recetas en su correo al momento 
de ser publicadas. Tú encajas en el perfil ;)

Entradas populares de este blog

Quiche de Pescado Blanco y Gambas

Tarta Doble Ganaché Pikachu y Ash

Tarta Stracciatella Tortuga Ninja Leo

Galletas Digestive

Leche de Avena Casera